jueves, 15 de diciembre de 2011

TRUFA BLANCA PER TUTTI



Ø La Pizziccheria incorpora a sus  platos de temporada la auténtica trufa de Alba, un tesoro de la naturaleza que este año llega al mercado con precios más ajustados

Ø Desde una de sus inigualables pizzas en horno de leña hasta la mantequilla utilizada para elaborar la pasta o un café “trufado” conforman una completa carta sólo a base de trufa

Ø Cada uno de los platos se presenta acompañado de una sugerencia de maridaje con vinos italianos muy especiales y buscados, servidos por botellas o por copas


Madrid, diciembre de 2011.- Conocida como el diamante de la cocina, la trufa blanca es uno de los ingredientes más selectos y valorados del mercado tanto por su intensidad sápida como por su escasez. Una escasez que este año en los bosques del Piamonte italiano, cuna de la trufa de Alba, ha sido algo menor que otras temporadas permitiendo ajustar al máximo los precios de los platos sin escatimar en cantidades. Así, la Pizziccheria ha diseñado una completa carta que incluye desde huevos fritos, burrata trufada, carpaccio, pizza Paiamonte o pasta fresca artesana, hasta risottos y carnes, como steak tartar o solomillo de buey, elaborados tanto con trufa blanca como con trufa negra a elegir, por un precio que oscila entre los 14 y los 45 €. Una variedad que convierte a este restaurante, famoso por sus finísimas y jugosas pizzas artesanas al horno de leña, en todo un referente de la trufa blanca en Madrid.

Creaciones inéditas
Con imaginación y mimo artesano la Pizziccheria presenta novedosas propuestas con este capricho de la naturaleza, muy difíciles de encontrar en otros restaurantes especializados, como una creación a base de tres tipos de trufa diferentes o un café con sabor a trufa. Además, incorporan unos gramos a la mantequilla con que se elabora, a mano y en casa, la pasta fresca, sumando intensidad a las generosas lascas con que se presentan los tagliatelli, tagliolini o fettucine.

Los vinos más especiales de Alba
La carta de trufa se presenta con la sugerencia de maridaje de cada plato con una interesante colección de espléndidos tintos y los vinos blancos más delicados y perfumados de la zona de Alba y de la Toscana italiana, elaborados con uvas autóctonas muy peculiares como las tintas Barolo y Barbaresco o la blanca Gavi. Salvatore, maître del local y auténtico expertise en trufas y vinos, ha sido el encargado de firmar la recomendación de cada plato con un tipo de vino que puede pedirse tanto por botella como por copas.

Dirección: Castelló, 83.
Teléfono: 91 435 75 33.
Horario: de lunes a domingo, de 13:30 a 16:30 h. y de 20:30 a 24:30 h. excepto lunes noche.
Precio medio: 25 €.

No hay comentarios:

Publicar un comentario